jueves, 20 de marzo de 2014

20 de marzo

Claudia y sus amigas

Vírgenes, m. hacia 235

Al negarse a adorar al emperador Maximino, las vírgenes cristianas Claudia, Eufrasia, Alejandra, Matrona, Juliana, Eufemia, Teodosia y Derfuta fueron desnudadas, golpeadas con varas, desgarradas con peines de hierro, colgadas de los pies y asadas a fuego lento.

En algún momento del complejo ritual, perdieron sus pechos y sus virginidades, presumiblemente no en ese orden.

Comparten su día con Cutberto, quien siendo niño vio el alma de san Aidano elevándose al cielo desde el monasterio de Melrose, al que de inmediato se dirigió y fue recibido con gran amabilidad.

No se conoce nada con certeza acerca del linaje y del lugar del
nacimiento de Cutberto. Los hagiógrafos irlandeses lo declaran irlandés, en tanto que los cronistas sajones sostienen que nació en las tierras bajas de Escocia. Sólo sabemos que  estando al cuidado de la viuda Kenswith pastoreó corderos en Landerdale, luego monjes en el monasterio de Melrose y finalmente escoceses en la diócesis de Lindisfarne, a pesar de lo cual y por esas cosas de Dios, es patrono de los marineros, pero sólo cuando navegan en el Mar del Norte.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada